07.6.- Hijos Ilustres de Balmaseda

FUENTE: Balmaseda, una historia local.
Diputación Foral de Bizkaia. Cultura. Bilbao 1991.
Capítulo de Julia Gómez Prieto, pp. 85 – 96

—————————–

El agradecimiento que cada pueblo y ciudad tiene a sus mejores hijos aquellos que fuera de sus fronteras han dejado muy alto el pabellón de su lugar natal, merece en casi todas las historias locales un lugar, si no preferente, si al menos destacado. Y Balmaseda no podía ser menos, pues en estas cortas líneas vamos a ver que esta villa tiene muchos y variados Hijos Ilustres, quizás por la importancia que tuvo antaño. La existencia de estos famosos es una buena prueba de ello y a ellos nos remitimos. Aun a riesgo de dejarme algunos nombres en el tintero, he aquí a los siguientes balmasedanos.

JUAN ORTIZ DE BALMASEDA (siglo XIV)

Prestamero de Vizcaya y Justicia de Álava.
Conocido según la leyenda como “la honra de Balmaseda”, Juan Ortiz de Balmaseda fue Tesorero mayor y gran privado del rey Fernando IV el Emplazado. Firmó en 1284 el Fuero que D. Lope Díaz Señor de Vizcaya otorgo a Orduña. Asistió como apoderado del rey Sancho el Bravo, y con el titulo de Merino del Rey de Castilla a las conferencias que se celebraron en Larraun en 1293. Tuvo por enemigo a Juan Sánchez de Salcedo el Negro, señor del valle de Ayala, que lo mató en una disputa acaecida en Llodio a orillas del río Nervión hacia el año 1320. Aquel suceso dio lugar a la aparición de cantares que recordaban sus gestas y virtudes.

Juan Ortiz fue conde de Garteiz y mandó construir en la plaza vieja de Balmaseda un suntuoso edificio palaciego que se mantuvo en pie hasta 1881, y que era conocido como la Casa del Carbón, ya que en sus últimos años, deshabitado, había servido para almacenar ese material. La fachada de este palacio media de 30 a 35 metros de longitud y constaba de tres cuerpos con la torre almenada en forma de picos. La planta baja y la tercera con la torre estaban construidas en mampostería del siglo XIV y el piso intermedio en estilo gótico florido, en piedra sillar y siete ventanas de arcos ojivales de los siglos XV o XVI. Interiormente tenía escalera y pavimento de mármol. Su último heredero y propietario fue el Conde de Bornos.

JUAN DE BALMASEDA (siglos XIV- XV)

Militar y cortesano
Repostero de los estrados del Infante de Castilla y después del Rey de Aragón, D. Fernando. Se distinguió por su valor en la toma de Antequera el año 1410.

ENRIQUE DE LUCERGA

Militar
Acompañó, junto con sus hijos, a Jaime I en la conquista de Valencia y fue recompensado con largueza por el rey en Orihuela.

GARCIA DE LA PUENTE (siglo XV)

Militar
Señor de la Puente, con dignidad de vasallo del rey D. Juan de Castilla, y murió entre Haro y Briones, en La Rioja, en un encuentro entre tropas castellanas y navarras.

LOPE HURTADO DE SALCEDO

Señor de la casa fuerte y solar de los del linaje de la Plaza, contero de la real casa de la reina Doña Juana I, gentilhombre de cámara de su hijo el emperador Carlos V, su embajador en Saboya y Portugal, progenitor de los condes de Garciez, grandes de España

PEDRO HURTADO DE LA PUENTE Y MENDOZA (1560-1642)

Sacerdote Jesuita. Eminente Teólogo y Filósofo.
Lumbrera de la iglesia por su gran conocimiento de toda clase de materias eclesiásticas y por la eminente facilidad con que escribía y hablaba en latín. Fue profesor de Teología, primero en Pamplona y después en Valladolid y Salamanca. Fue prefecto de estudios del Colegio Jesuítico de Valladolid.
Autor de diversas obras entre las que destacan las siguientes:
– Commentarios in universam philosophiam, 1624
– Commentarios de Fide, Spe et Charitate, Salamanca 1621
– De incarnatione Verbi Divini, Amberes 1634
– Commentarios in priman partem S.Thomae. Disputationes de Entetrasnaturali

SANCHO DE HURTADO DE LA PUENTE (1561-1647)

Historiador y Jurista
Doctor en cánones y colegial de la Universidad de Oñate, pasó al Colegio de San Bartolomé de Salamanca (1605) donde se dedicó al estudio de la Historia y las Bellas Artes. Fue oidor de la Audiencia de Sevilla (1617) y promovido para la de Granada (1644) no la aceptó por se ya de avanzada edad. Corrigió las “Crónicas de los Reyes de León y Castilla” en compañía del famoso historiador Ambrosio de Morales y en particular las cuatro que escribió Pedro López de Ayala sobre Fernando III el Santo, Alfonso X el Sabio, Sancho el Bravo y Fernando IV el Emplazado. Se ocupó también de la revisión y corrección de otras “Memorias de reyes y documentos históricos” faltos de exactitud y verdad. Murió en Madrid.

GARCIA DE LAS LANDERAS-PUENTE (siglo XVI)

Jurisconsulto
Escribió una obra titulada “De Byzcainorum nobilitate et exemptione, in glossa ad initium legis XVI, tit.I, Fori Byzcaini” en al que trataba de defender y probar la antigua nobleza y libertad del Señorío. No obstante su gran importancia jurídica e histórica fue prohibida su publicación por las Juntas y villas vizcaínas.

DIEGO Y VIDAL DE LIENDO

Tío y sobrino, ambos pintores.
Beneficiado el primero de la iglesia de San Severino a la que regaló una custodia, fueron ambos racioneros de la Catedral de Sevilla, en la que aun se conservan los cuadros que pintaron.

DIEGO DE URRUTIA Y LOS LLAMOS (1562-1640)

Hijo de Pedro de Urrutia y de Casilda de los Llamos, nació en Balmaseda en julio de 1562, llegando a ser un famoso militar y marino. Caballero de la Orden de Santiago, sirvió en la Armada que bajo las ordenes del Marqués de Santa Cruz, realizó la expedición a las islas Azores en 1583 y sucedió como almirante a D Juan de Escalante y Mendoza, hacia 1596. En 1607 era Almirante de la Flota de Indias. Murió de edad avanzada después de haber prestado eminentes servicios durante 40 años de vida militar. Fundó en Balmaseda un mayorazgo en 1633, así como una capellanía.

FRANCISCO DE SOPANDO MOLLINEDO (siglo XVII)

Caballero del hábito de Calatrava, secretario de S.M. y secretario del Consejo de Indias

MATEO DE CARRANZA PINEDO (siglo XVII)

Caballero del habito de Calatrava, secretario del rey, secretario de Cámara del Infante Cardenal D. Fernando, gobernador general de los Países Bajos

FRANCISCO DE ALTAMIRA ANGULO (siglo XVII)

Secretario del Rey y Gobernador del Estado de Milán.

BARTOLOME MACHON DE AEDO (siglo XVII)

Caballero de la Orden de Calatrava, oficial de la Secretaria de Estado durante el reinado de Felipe IV y Carlos II

ANDRES GARCIA DE MANZANEDA (siglo XVII)

Caballero de la Orden de Calatrava, oficial de la Secretaria de Estado durante el reinado de Felipe IV y Carlos II

JUAN DE NOVALES ROZAS (1612)

Caballero de la Orden de Santiago y Comisario General de la Caballería, que del estado de Milán pasó a España en 1661.

SEVERINO DE MANZANEDA Y ZUMALABE (1644)

Caballero del hábito de Santiago, Maestre de Campo de infantería española y gobernador de la isla de Cuba, que inició la construcción del castillo de San Severino de Matanzas.

MANUEL ANTONIO DE HORCASITAS (siglo XVIII)

Consejero de Hacienda y Tesorero General del Reino en 1758. Natural de Balmaseda y nieto de D. Miguel de Horcasitas y Avellaneda, que había sido alcalde de la villa y Administrador de las Aduanas Reales de Balmaseda, habitando el hermoso palacete situado en la calle Bajera, conocida como la Aduana, antigua propiedad del Marques de Buniel, cuya familia compró la casona a la familia Horcasitas el siglo XIX.

RAMON GIL DE LA CUADRA (1775 -1860)

Científico y Político
Fue autor de las autorizadas “Tablas comparativas de todas las sustancias metálicas para conocerlas y distinguirlas por medio de sus caracteres exteriores” y tradujo la obra “Mineralogía” de Bruner. Estuvo en América, formando parte de la comisión encargada de arreglar con los Estados Unidos, los límites de las posesiones españolas. Fue oficial de la Secretaria de Indias, Ministro de la Gobernación y Ultramar de 1820 a 1821 y de 1835 a 1836. Fue asimismo senador y diputado en diversas legislaturas.

MARTIN DE LOS HEROS Y DE LAS BÁRCENAS (1786-1859)

Escritor, Historiador, Militar y Político
Aunque nacido en el Valle de Carranza fue Balmaseda su patria natural. Estudió Humanidades en el Colegio de San Isidro de Madrid y entro después en la carrera de las armas, en el Cuerpo de Guardias de la Real Persona. Durante la Guerra de la Independencia fue jefe de instrucción de oficiales de caballería y terminó la contienda de teniente coronel. En 1823, huyo del país por causa de sus ideas liberales y se instaló en Bélgica. Fue ministro de Gobernación en 1835 y en 1840 se le concedió el cargo de intendente de Palacio en comisión y bibliotecario sin sueldo. Escribió y publicó “Recuerdos de un viaje por Flandes y Bélgica”. Dejo manuscrita una “Historia de la villa de Balmaseda” y casi concluido un “Diccionario de hombres ilustres de las Encartaciones”. Publicó la “Historia del Conde Pedro Navarro, General de Infantería, Marina e Ingenieros”. Académico de la Historia. Senador del Reino.

ENRIQUE DE VEDIA Y GOOSSENS (1802-1863)

Escritor e intelectual.
Jefe político de diferentes provincias españolas, Cónsul de España en Liverpool y Jerusalén, donde le sorprendió la muerte cuando preparaba su regreso para publicar sus trabajos literarios. Gran amigo de los escritores de su época.
Escribió los siguientes libros:
– Oda a la muerte de Napoleón Bonaparte, Bilbao.1820
– Elegía a la muerte de la reina Doña Amalia de Sajonia y otras poesías al mismo asunto. Bilbao, Larumbe.1829
– Instrucción sobre los primeros auxilios que deben suministrarse en los casos de cólera morbo. Bilbao, Nicolás Délmas. 1832
– Historia y descripción de la ciudad de La Coruña. La Coruña, Puga 1845
– Historiadores antiguos de Indias. Rivadeneyra, tomo 1, Año 1852
– Memorias para la historia de la M.N.y M.L. villa de Valmaseda, 1 tomo en 4º, M.S. de 251 páginas, obra inédita acabada de escribir el 5 de febrero de 1853.
Enrique de Vedia fue un correcto y elegante escritor, buen poeta y prosista castizo. Hablaba a la perfección francés, inglés e italiano y poseía una biblioteca copioso y escogida. Sus Memorias de Valmaseda es un libro tan curioso como interesante que debe de ser conocido. (Fue publicado por Julia Gómez Prieto en 1985. Ver – en esta web – la Colección Malseda tomo I).

JOSE DE URRUTIA Y LAS CASAS (siglo XVIII)

Capitán General del Ejército
Fue director general de Artillería e Ingenieros, y existe un retrato suyo pintado por Goya. Aunque nacido en Zalla, vivió muchos años en Balmaseda de donde llego a ser alcalde en 1788. Buen conocedor del latín, tradujo las “Instituciones analíticas” del P. Paulino de San José.

ESTEBAN SEVERINO DE CARIAGA (siglos XVIII-XIX)

Escritor
Ingenioso escritor y versificador, que compuso el drama cómico en dos actos “La vanidad abatida y sentencia mas bien dada” en disputa con José Pérez del Camino, castreño, a propósito de su obra “Balmaseda redimida y esclava del cucharón”. Estas dos comedias obedecían al perpetuo antagonismo que históricamente opuso a la villa cantabra con la encartada. Esteban Severino de Cariaga escribió también una “Relación de las fiestas de San Roque” el año 1819

JUAN DE LA GRANJA (1785-1853)

Comerciante en América, se nacionalizó mexicano. Fue Cónsul General de México en los Estados Unidos y Diputado del Congreso de la Unión. Fue el introductor del telégrafo en México, estableciendo la primera línea entre Veracruz y la capital federal. Sus padres eran dueños de una fundición de hierro dulce y por ello pudieron darle una buena formación, que había de comenzar por estudiar Comercio en Madrid desde joven. Permaneció en la capital de la corte hasta que la situación política en l.814 se le hizo insostenible y decidió exiliarse a América a donde arribó por el puerto de Veracruz. a causa de existir allí la guerra de Independencia se traslada a EE.UU. de donde regresa a México D. F. en l.820. No tuvo mucha suerte pues la independencia mexicana de l.821 le obligaría a exiliarse de nuevo a Nueva York hasta l.827.
Desde entonces con imprenta y librería propia, fundará una revista ” El Noticioso de Ambos Mundos” que fue la primera de México en lengua castellana. Ayudo enormemente a los exiliados españoles que arribaban a México y por sus servicios a la nación mexicana fue nombrado Cónsul General de México en los Estados Unidos el año 1842. Regresaría 4 años más tarde debido al deterioro de las relaciones entre ambos países.
Tras el nuevo gobierno surgido por la guerra de la Granja se instala en Querétaro, nueva capital de la nación y allí se dedica al comercio y es nombrado Diputado por Jalisco en el Congreso Nacional. En l849 obtuvo la concesión en exclusiva para introducir la comunicación por Telégrafo en todo México, con el plan de unir en una primera línea México con Veracruz y ambos con Acapulco. El
primer tramo se inauguró el 5 de noviembre de 1851.
Con tantas vicisitudes, Juan de la Granja cayo enfermo de pulmonía, de la que murió el 6 de marzo de 1853. Sobre su tumba consta el siguiente epitafio:
“Juan de la Granja, natural de Balmaseda, ciudadano mexicano. El primero que estableció en la republica el telégrafo electro- magnético. Murió el 6 de marzo de 1853″

PIO BERMEJILLO E YBARRA (1820)

Nacido un 11 de Julio de 1820 fue un gran benefactor en su época, habiendo construido a sus expensas las Escuelas Municipales, por lo cual la villa agradecida le dedico una de sus calles.
Financiero e industrial en México y Perú, se dedicó principalmente a la explotación de yacimientos de plata que le proporcionaron una importante fortuna. En su testamento dispuso una partida de 125.000 pts para la edificación de las escuelas, que mas tarde fue ampliada por su hija Ángeles.

MARTIN MENDIA Y CONDE (1841 – 1924)

Hizo su fortuna en México, dedicado al comercio. Fundó una Escuela de Comercio con el fin de que los balmasedanos emigrantes a América llevasen una buena base de preparación de contabilidad, cálculo y correspondencia. Para ello construyó un magnífico edificio funcional y de vistosa fachada al que denominó Escuela de Comercio y Academia de Dibujo .Se inauguró en 1920 bajo el proyecto del sacerdote y arquitecto Pedro de Asúa.
A él dedicó Enrique de Hurtebise sus “Narraciones Histórico Descriptivas de la capital de la Encartaciones”, a fin de que fueran libro de lectura para niños. La villa dio su nombre a un paseo junto al río, (hoy del Frontón) que se inauguró en 1912. En 1927 se erigió una estatua suya frente a la iglesia de San Severino.
Murió el 6 de Septiembre de 1924 y su entierro fue una impresionante manifestación de duelo en Balmaseda.

PEDRO DE ASUA Y MENDIA (1890 – 1936)

Sobrino de D. Martín y continuador de su obra benéfica, se educó en las Hijas de la Cruz de Balmaseda y mas tarde en Orduña. Estudió Arquitectura en Madrid entre 1906 – 1914 y realizó varias obras civiles destacadas: el Coliseo Albia de Bilbao; el Frontón Jai-Alai de Madrid; las Escuelas Mendía fundadas por su tío; y el Seminario nuevo de Vitoria en 1930, entre otras.
Se ordenó sacerdote en San Severino el año 1924 y fue nombrado camarero de Su Santidad Pío XI en 1931. Murió asesinado el 29 de agosto de 1936 en Liendo, Cantabria.

EUSEBIO ABASOLO “VINAGRE” (siglo XIX)

Nacido en Balmaseda en la primera mitad del siglo XIX, vivió y toreó con frecuencia, como novillero, en Madrid. Cada año participaba en las fiestas de la villa, donde todavía algunos sucesores de su familia mantienen la tradición de “Vinagre”. Eusebio Abásolo se hizo famoso, más que por sus cualidades taurinas, por capitanear una partida de guerrilleros liberales en la defensa de Bilbao, durante la última guerra carlista de 1874.

MARCELO ALTAMIRA “MARAÑON”

Nacido en Balmaseda un 16 de Enero de 1878 fue pelotari de fama internacional.

ROBERTO RODET VILLA ( 1915 – 1989 )

Pintor, Escritor y Poeta. Pintor por autentica vocacion, realizo estudios de Arte en Bilbao con Angel Larroque y Federico Saenz, consiguiendo el Primer Premio de Pintura en 1931. En 1942 estudio en Italia con beca del gobierno; comenzando en 1954 su etapa de muralista que desarrollo hasta los años 70. Uno de sus murales esta en la Biblioteca Municipal de Balmaseda, asi como en su estudio, situado frente a la iglesia de San Severino. En 1970 ingresa en el Museo de Bellas Artes de Bilbao, donde realiza una extensa obra de catalogacion de sus fondos hasta el año 1982. Murio en su villa natal en enero de 1989, mientras preparaba la que habria de ser su ultima exposicion. Fue además escritor y poeta, aficionado a la musica y a las artes escenicas.

Copyright 1991. Julia Gómez Prieto. Todos los derechos reservados